El control sobre los alimentos vendidos por Internet

etiquetadora para alimentos

El control sobre los alimentos vendidos por Internet

En esta entrada vamos a ocuparnos de algo que, a quien necesite una etiquetadora para alimentos, interesará especialmente: la compra-venta de productos alimenticios por Internet. ¿Qué regulación hay que aplicar? ¿Qué tienen que tener en cuenta las marcas que tienen ecommerce para distribuir estos productos?

En el ámbito de la compra-venta de productos alimenticios por Internet, la Comisión Europea trabaja en cuatro ámbitos: formación de los equipos de control, contacto para la cooperación entre redes y plataformas online, cooperación con los proveedores de servicios de pago y adaptación de la legislación y de los sistemas de informes electrónicos a las necesidades de las autoridades competentes.

Como seguro que sabes, la información sobre los alimentos ha de venir contenida en la página web. En este caso, se debe cumplir con el Reglamento 1169/2011. La Comisión se centra sobre todo en lo relacionado con nuevos alimentos, con los complementos alimenticios y, como tercera línea de actuación, con los productos alimenticios en general. En definitiva, tienen que cumplir con las normas comunitarias y nacionales establecidas en materia de seguridad alimentaria. Los operadores de empresas alimentarias se han de asegurar de que, en todas las etapas de la producción, transformación y distribución, se cumple con los requisitos de la legislación.

El registro de las empresas con ecommerce

Los operadores de empresas alimentarias tienen que notificar a la autoridad sanitaria competente todos los establecimientos que estén bajo su control. Si tienen instalaciones alimentarias han de formalizar la inscripción en el Registro nacional (RGSEAA) o en el Registro de las autoridades competentes de las Comunidades Autónomas. Desde SATO te recordamos que, en caso contrario, si su actividad es exclusivamente la distribución o importación de productos alimenticios, se inscribirán en el registro como distribuidores o importadores. Se considerará el domicilio social de la empresa en España como domicilio de las actividades.

El objetivo de todo lo anterior no es otro que lograr más transparencia en la venta de productos alimenticios y facilitar el cumplimiento de la ley para los agentes implicados. La normativa distingue entre la información a facilitar durante el proceso de venta online y la que se ha de aportar en el momento de la entrega. Se deberá establecer un listado de sustancias y productos causantes de alergias e intolerancias así como la información nutricional. En las bebidas alcohólicas, hay que indicar el grado alcohólico volumétrico si es mayor de 1,2º.

No Comments

Post A Comment